Conoce más sobre el proceso para el corte de una máquina cortadora de plasma CNC.

¡Hola a todos, estimados lectores! Bienvenidos a esta nueva entrada en el blog de SIDECO. Como seguramente ya sabes, una de las misiones de la empresa es ofrecer a nuestros clientes una experiencia completa de compra. Y esto no sólo incluye el momento de la adquisición y pago, sino que te apoyamos posteriormente, al momento de la instalación y para que puedas hacer el uso óptimo de tu equipo. Estamos orgullosos de las máquinas que vendemos y sabemos de su enorme potencial, por eso queremos que lo aproveches al máximo y, de este modo, te conviertas en uno de los tantos empresarios beneficiados por nuestra maquinaria, entre la que contamos, como uno de los productos estrella a la cortadora de plasma CNC. Y esta entrada la queremos dedicar precisamente a la máquina y, en general, a la técnica de corte que emplea.

El corte plasma CNC es, sin lugar a dudas, una de las técnicas más populares empleadas en la industria siderúrgica actualmente, aunque tiene también aplicaciones notables en otros campos de la manufactura. Pero para entender exactamente cómo se pueden llevar a cabo cortes tan rápidos como precisos es importante que primero conozcamos con claridad qué significa el término “plasma”. ¿Lo habías escuchado anteriormente? Posiblemente sí. Remontémonos a los tiempos escolares y prácticamente de memoria teníamos que aprender que en la naturaleza podíamos encontrar la materia, de cualquier tipo, en alguno de los siguientes tres estados: sólido, líquido o gaseoso. Quizás en ese entonces no nos lo dijeron o a lo mejor sí, pero en un grado más avanzado, como en la secundaria. Pues bien, el plasma es el cuarto estado de la materia.

Hay que tomar en cuenta que la materia se transforma y pasa de un estado a otro siempre que se le aplica una fuerza o energía suficiente para lograr el cambio. Y dicha fuente de energía puede estar constituida por calor. El ejemplo más evidente de esto lo encontramos en el hielo. ¿Qué pasa cuando dejas mucho tiempo fuera del congelador el helado o unos cuantos cubitos de hielo? ¡Por supuesto! Se convierten en agua. Esto se debe a que al no estar a una temperatura bajo cero, dada por el congelador, el calor empieza a aumentar de nivel. Y si a esa misma agua que se formó a partir del hielo se le aplica mucho más calor, esta vez con fuego, el agua se empezará a transformar en gas. Normalmente hasta ese punto nos quedábamos cuando aprendíamos el tema de cambios de la materia.

Pero yendo más allá, en nuestro afán por entender el corte plasma CNC, necesitamos conocer una etapa adicional en los cambios de la materia, que se da cuando se aplica todavía más calor al gas, afectando su estructura molecular al grado de que se presenta una ionización que lo vuelve conductor de la electricidad y, entonces sí, plasma. Y esa es la clave del asunto, estas máquinas cortadoras emplean esta técnica precisamente porque este plasma o gas conductor de la electricidad es capaz de transferir energía desde cualquier fuente de poder hasta cualquier material conductor, como el metal que se va a cortar, haciendo el proceso mucho más rápido de lo que sería con cualquier otro combustible y ganando eficiencia durante el trabajo.

Para que se forme un arco con el plasma, que es parte fundamental del corte, es necesario que algún gas, como puede ser el nitrógeno, el argón, el propio aire y, más comúnmente, el oxígeno se fuerza, por así decirlo a través de un pequeño orificio. Y ahí es donde entra en juego la electricidad, ya que la fuente de poder de la máquina es la encargada de introducir el arco eléctrico al flujo de gas que se encuentra a alta presión. Y el arco, o “chorro” de plasma que se genera, puede alcanzar sorprendentes temperaturas de decenas de miles de grados logrando una perforación rápida de la pieza que se está trabajando, que es una de las razones por la cual hoy en día muchas personas están recurriendo a las cortadoras de plasma CNC.

Y si a la gran potencia que se obtiene con el plasma le sumamos el hecho de que al operar mediante CNC, es decir control numérico por computadora, la máquina también se vuelve sumamente precisa, nos encontramos ante un beneficio adicional. Esto implica que a pesar de que vas a tener un gran poder y potencia a tu alcance, no hay razón para pensar en riesgos, ya que todo el proceso se da de forma automatizada una vez que la computadora recibe los valores y directrices de corte. En combinación, el control exacto y la rapidez y la potencia, la hacen un elemento sumamente atractivo con el que querrás contar en tu taller o industria.

No dudes en consultarnos para que nuestros ingenieros y equipo especializado puedan brindarte toda la información sobre nuestros productos, pero también sobre los servicios de instalación, capacitación y mantenimiento. Y si ya cuentas con una máquina pero necesitas reparaciones o refacciones, también podemos ayudarte. Asimismo, estaremos encantados de evaluar junto contigo cuáles son las necesidades de tu negocio o industria, pues estamos seguros que sin importar el tamaño o giro, siempre que requieras trabajar el corte de metal a gran escala, podremos ofrecerte las mejores máquinas cortadoras. Quizás también puedas beneficiarte con otros productos como el Router CNC, y las máquinas de Láser de fibra y Láser CO2. ¡Te esperamos pronto en SIDECO!

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *