¿Qué es el corte por Plasma CNC?

En esta ocasión hablaremos de uno de los más revolucionaros avances tecnológicos, que en las últimas décadas ha tenido un gran auge, gracias a la investigación y el desarrollo que se ha sustentado en esta área. El corte industrial realizado con Plasma CNC, cuyas siglas significan Control Numérico Computarizado, un proceso de corte de una increíble precisión y de un costo relativamente bajo.

El uso de este tipo de corte es bástate variado, justamente por estas particularidades con las que cuenta, y va desde grandes procesos industriales hasta pequeñas tiendas de menor escala. El corte por medio de Plasma CNC se utiliza sobre todo en materiales que son conductores eléctricos, como el acero estructural, el aluminio, el latón y cobre; e incluso en otro tipo de materiales, como metales no férricos e inoxidables.

El corte por plasma tiene usos en distintas industrias, como: en tiendas de distintos tipos de fabricación de metales y otros productos, en la industria automotriz en las áreas de reparación restauración y en la construcción industrial. Acompáñanos a conocer algunas de las particularidades de este tipo de corte, su funcionamiento y además de las bases científicas en las que se originó dicha tecnología.

Para comenzar, aclaremos que el plasma es el cuarto estado de agregación de la materia, además de los ya conocidos sólido, líquido y gaseoso. El plasma es un estado similar al gaseoso, en tanto que tampoco posee una forma o volumen definidos, a no ser que esté contenido en un envase. En el plasma, una cierta porción de partículas está cargada eléctricamente y no posee equilibrio electromagnético, convirtiéndolo en un gran conductor eléctrico. Dicho estado de la materia comenzó a ser estudiado con mayor profundidad e interés a partir de la década de los 60’s, cuando los usos de este nuevo estado de agregación comenzaron a explorarse y a ser desarrollados con ímpetu. El plasma es el estado en que se encuentran las estrellas, debido a su elevada temperatura, y es el estado de agregación más abundante en la naturaleza. Entre las diversas aplicaciones que se le pueden dar al plasma están la fusión termonuclear controlada, la electrónica gaseosa y la astrofísica moderna, por mencionar solamente algunas.

Ahora, describiremos brevemente en qué consiste el proceso del cortado por medio del Plasma CNC. Para llevar a cabo el corte con plasma se necesita un generador de alta frecuencia alimentado por energía eléctrica, así como un electrodo, un portaelectrodo, y el gas que será ionizado para lograr la consistencia de plasma. El corte de plasma se basa en un tipo de acción térmica y mecánica en donde un chorro de gas es calentado a gran temperatura por medio de un arco eléctrico, o arco voltaico, de corriente continua que es establecido por medio de un electrodo ubicado en la antorcha y en la pieza a mecanizar. El gas que pasa por este arco eléctrico sube su temperatura, por encima de los veinte mil grados centígrados (20,000ºC), lo que transforma el gas en plasma. El chorro de gas, ahora transformado en plasma, es lanzado contra la pieza en la que entonces penetra la totalidad del espesor a cortar, fundiendo y expulsando el material. El control numérico computarizado permite manipular, programar las formas que serán cortadas, brindando una previsualización digitalizada que nos permite confirmar el trabajo que está por realizarse.

El corte por medio de Plasma CNC tiene una gran cantidad de ventajas tanto en el proceso de corte como en los resultados obtenidos. El corte de plasma presenta un riesgo bastante reducido de deformaciones en los diseños o en las piezas, debido a la forma en que el calor es compactado específicamente en la zona de corte; sin embargo, no es recomendado para cortar piezas demasiado pequeñas, ya que la temperatura es tan elevada que la pieza puede deformarse. Como mencionamos al inicio, el valor económico de este tipo de corte también es considerable, pues los gases que pueden ser utilizados para este proceso son varios y pueden ser realmente accesibles en comparación con otro tipo de máquinas o herramientas de corte. Con el corte de plasma se produce una muy baja afectación térmica del material y el comienzo del corte es prácticamente instantáneo una vez establecidos los valores en el sistema CNC.

Con este proceso de corte se pueden lograr grandes mejoras en acabados, y puede ser usado como un proceso complementario para trabajos especiales, como la producción de pequeñas series. Con respecto a los procesos de oxicorte, el corte con plasma lo han superado gracias a su mayor precisión y versatilidad que posee para cortar metales de espesores delgados, lo cual es prácticamente imposible en el oxicorte, por lo que el plasma tiene un espectro de aplicación mucho más amplio. Este proceso permite mecanizar los cortes a altas velocidades y ganar tiempo, además de que no se necesita de un precalentamiento del material para realizar las perforaciones deseadas, como sucede en el oxicorte. Además, permite un gran rango dinámico de espesores en el corte, que va desde los 0.5 a los 160 milímetros.

Para concluir, el corte con Plasma CNC posee dos características relevantes del corte con plasma son los terminados de altísima calidad y de un excelente acabado en las piezas, además de considerar los costos bajos en los gases que alimentan el mecanismo y la velocidad con la que trabaja, por lo que es una excelente opción que se oferta en el mercado actual. Acércate a SIDECO y conoce más sobre este tipo de corte.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *